Estás leyendo
WRC Rally RACC-España: clase magistral de Ogier y título para Toyota

WRC Rally RACC-España: clase magistral de Ogier y título para Toyota

+39
Ver galería

Con el título de pilotos ya decidido tras la victoria de Rovanperä en Nueza Zelanda, el WRC regresaba a Europa para disputar la penúltima prueba de la temporada con la incógnita de saber si Toyota se proclamaría campeón o habría que esperar a Japón. Ogier, que por quinta vez en la temporada se unía a Toyota, se encargó de poner la guinda al pastel y con su victoria en España (la 55 de su carrera), sumado al tercer puesto de Rovanperä, dieron a Toyota el titulo de constructores después de haber ganado en 7 de las 12 pruebas disputadas. Por su parte, Sordo que, hasta entonces, sus tres participaciones habían terminado en el podio, vio roto su racha precisamente en casa, un rally que desgraciadamente se cae del calendario del WRC para la temporada que viene y ya veremos a ver si vuelve o no para 2024…

 

Finalizados los cuatro tramos de la tarde, la etapa dejó claro que, salvo avería, Ogier iba a lograr su primera victoria con un híbrido en el WRC (y la primera victoria en el WRC para su copiloto Benjamin Veillas) y es que el francés que, se impuso en dos de los cuatro tramos de la tarde, terminó la etapa con una ventaja de 20,7 segundos sobre Neuville, que terminó segundo gracias a la selección errónea del mapa de motor de Rovanperä en la salida del penúltimo tramo del día  (El Montmell), lo que le hizo perder tiempo y terminar el día a 1,4 segundos del belga

 

Por segundo año consecutivo, Toyota ha logrado el título de constructores en el WRC

Ya el jueves, Ogier se impuso en el Shakedown disputado en el legendario Coll de La Teixeta, seguido por su compañero Katsuta, a sólo nueve décimas de segundo, un Shakedown dominado por Toyota, que terminó con sus cuatro coches entre los cinco primeros. La mañana del viernes nos dejó una bonita lucha entre los Toyota de Rovanperä y Ogier con los Hyundai de Neuville y Tänak, que terminó con Neuville liderando el grupo con los cuatro separados por sólo 6 segundos, y eso que Tänak se vio obligado a hacer reparaciones, en el tramo de enlace de vuelta a la asistencia, debido a un problema con la correa del alternador de su Hyundai. Por la tarde, el duelo estuvo entre la veteranía de Ogier y la juventud de Rovanperä que, finalmente, se decantó a favor del francés que terminó la etapa como líder con 4,8 segundos de ventaja sobre Rovanerä. Neuville bajó a la tercera posición, a 12,5 segundos de Ogier, Tänak, terminó cuarto a  7,5 segundos de Neuville y por delante de Sordo que, tras pinchar en el TC7, era quinto a 30,9 segundos de Tänak.

 

El francés no se contentó con ganar el rally, sino que además, se impuso en el Power Stage, logrando así los 5 puntos extra que, sumado a los 25 puntos por su victoria, le permiten subir hasta la sexta posición en el Mundial. Neuville, finalmente fue segundo a 16,4 segundos y se jugará en Japón el subcampeonato con Tänak, cuarto que, tras la finalización del Rally, anunció que a la finalización de esta temporada dejará el Hyundai

 

Ya el viernes, Ogier demostró que era el piloto a batir y terminó el día lioderando la prueba

El sábado estaba previsto se disputasen 3 tramos por la mañana antes de llegar a la asistencia de Salou en PortAventura World, pero el accidente en el último de ellos del Ford de Greensmith en el que el británico chocó contra un guardarraíl y arrancó la rueda trasera izquierda,  hizo que el tramo se neutralizase tras la bandera roja. Con sólo dos tramos disputados, Ogier logró ampliar su ventaja sobre Rovanperä a 9,7 segundos y a 14,2 segundos a Neuville. Finalizados los cuatro tramos de la tarde, la etapa dejó claro que, salvo avería, Ogier iba a lograr su primera victoria con un híbrido en el WRC (y la primera victoria en el WRC para su copiloto Benjamin Veillas) y es que el francés que, se impuso en dos de los cuatro tramos de la tarde, terminó la etapa con una ventaja de 20,7 segundos sobre Neuville, que terminó segundo gracias a la selección errónea del mapa de motor de Rovanperä en la salida del penúltimo tramo del día  (El Montmell), lo que le hizo perder tiempo y terminar el día a 1,4 segundos del belga. Tänak terminó cuarto, a 14,5 de Rovanperä y Sordo, que vió comp perdía mucho tiempo por la mañana, logró la victoria en el penúltimo tramo del día, pero terminaba  sin opciones de luchar por el podio.

 

Ogier, que por quinta vez en la temporada se unía a Toyota, se encargó de poner la guinda al pastel y con su victoria en España (la 55 de su carrera), sumado al tercer puesto de Rovanperä, dieron a Toyota el titulo de constructores después de haber ganado en 7 de las 12 pruebas disputadas. Por su parte, Sordo que, hasta entonces, sus tres participaciones habían terminado en el podio, vio roto su racha precisamente en casa, un rally que desgraciadamente se cae del calendario del WRC para la temporada que viene y ya veremos a ver si vuelve o no para 2024

 

Ver también
WRC Acrópolis Rallye de Grecia: histórico triplete de Hyundai

Sordo no pudo continuar su racha de podios, pero al menos logró el mejor tiempo en algunos tramos

El domingo y, salvo desastre para Toyota, el equipo japonés comenzó la última etapa con el título de constructores asegurado. Sordo comenzó el día ganando el primero de los cuatro tramos, Neuville se impuso en el segundo y Ogier en el tercero. De esta forma y a falta de los 15,9 Km del Power Stage, Ogier lideraba la prueba con 15,8 segundos de ventaja sobre un Neuville que había logrado aumentar su ventaja sobre Rovanperä a 16,9 segundos. El francés no se contentó con ganar el rally, sino que además, se impuso en el Power Stage, logrando así los 5 puntos extra que, sumado a los 25 puntos por su victoria, le permiten subir hasta la sexta posición en el Mundial. Neuville, finalmente fue segundo a 16,4 segundos y se jugará en Japón el subcampeonato con Tänak, cuarto que, tras la finalización del Rally, anunció que a la finalización de esta temporada dejará el Hyundai. Un decepcionado Sordo que, había logrado acabar en el podio en sus últimas 5 participaciones en el WRC (si sumamos la pasada temporada) , sólo pudo ser quinto a 1 minuto y 21 segundos de Ogier y, a 37,5 segundos de Tänak.

 

La mañana del viernes nos dejó una bonita lucha entre los Toyota de Rovanperä y Ogier con los Hyundai de Neuville y Tänak, que terminó con Neuville liderando el grupo con los cuatro separados por sólo 6 segundos, y eso que Tänak se vio obligado a hacer reparaciones, en el tramo de enlace de vuelta a la asistencia, debido a un problema con la correa del alternador de su Hyundai

 

La 55ª victoria de Ogier lograda en España fue la primera en la nueva era híbrida

Clasificación pilotos

Clasificación constructores