Estás leyendo
Ferrari Roma Spider: la elegancia descapotable de la nueva dolce vita

Ferrari Roma Spider: la elegancia descapotable de la nueva dolce vita

+3
Ver galería

Tras la presentación en diciembre de 2019 del Ferrari Roma, un coupé 2+2, la marca ha presentado ahora su versión descapotable: el Ferrari Romo Spider que, al igual que la versión coupé, reinterpreta en clave contemporánea el estilo italiano de los años ´50 y ´60 caracterizado por el refinamiento y la alegría de vivir. La gran novedad de este spider es la vuelta a la capota de lona a la gama con motor central delantero del Cavallino Rampante, que se remonta al 365 GTS4 presentado en 1969, una capota que permite numerosas posibilidades de personalización. Además, gracias a su chasis íntegramente en aluminio, a su V8 de 620 CV y, a su capota de lona, puede presumir de una relación peso-potencia  de 2,5 Kg/CV, líder en su clase.

 

Su capota de lona, totalmente automática, ofrece un confort comparable al del sistema RHT (techo duro retráctil) presente en todos los Ferrari Spider de la actual gama y, gracias a su tejido de cinco capas que amortigua el ruido del exterior y de la carretera, garantiza una conducción confortable incluso a altas velocidades. El mecanismo del techo se ha diseñado para ser ligero y resistente con un movimiento en “Z”, que es capaz de plegar la capota en sólo 13,5 segundos

 

La gran novedad de este spider es la vuelta a la capota de lona a la gama con motor central delantero del Cavallino Rampante

 

Mismas líneas que el Roma,  pero con capota de lona

 

El Ferrari Roma Spider es fruto del Centro Stile Ferrari y su diseño exterior se caracteriza por un enfoque estilístico basado en la limpieza absoluta y en la síntesis de elementos. Su chasis deriva del Ferrari Roma, pero contiene algunos componentes nuevos y la sección trasera se inspira en soluciones adoptadas en el Ferrari Portofino M. El umbral, un elemento de importancia estructural fundamental, se desarrolló específicamente para el Ferrari Roma Spider, junto a algunos elementos para la instalación de la capota y el anillo del parabrisas. La carrocería mantiene inalterados los elementos de diseño fundamentales del Ferrari Roma y las modificaciones se concentran principalmente en la parte trasera y tienen como objetivo armonizar las líneas del Ferrari Roma Spider con el uso de techo abierto. En comparación con la versión coupé, el spider es 84 Kg más pesado debido en parte a la adopción de un nuevo deflector de viento integrado, que se abre cuando es necesario pulsando un botón en el túnel central, aumentando así el confort a bordo. Pero también se debe a en parte a la incorporación de reposacabezas traseros, creando así un diseño con más carácter en la parte trasera del habitáculo.

 

En cuanto a su interior, los diseñadores aplicaron el mismo enfoque formal introducido en el Ferrari Roma, creando dos espacios dedicadas a conductor y pasajero, una evolución del concepto de doble cabinaque guarda profundos vínculos con los Ferrari de los años setenta

 

La carrocería mantiene inalterados los elementos de diseño fundamentales del Ferrari Roma y las modificaciones se concentran principalmente en la parte trasera

Su capota de lona, totalmente automática, ofrece un confort comparable al del sistema RHT (techo duro retráctil) presente en todos los Ferrari Spider de la actual gama y, gracias a su tejido de cinco capas que amortigua el ruido del exterior y de la carretera, garantiza una conducción confortable incluso a altas velocidades. El mecanismo del techo se ha diseñado para ser ligero y resistente con un movimiento en “Z”, que es capaz de plegar la capota en sólo 13,5 segundos y a una velocidad máxima de 60 Km/h además, gracias a su reducido tamaño, aumenta la capacidad del maletero y, por tanto, su versatilidad. Para mantener la elevada capacidad de penetración aerodinámica y la carga aerodinámica efectiva del Ferrari Roma, la línea del techo y su curvatura en la sección principal fueron objeto de un profundo análisis, lo que ha permitido que  el Ferrari Roma Spider pueda presumir de una carga vertical en situaciones de conducción a alta velocidad comparable a la del Ferrari Roma. También se ha prestado gran atención al confort aerodinámico en condiciones de conducción a cielo abierto, para minimizar las turbulencias en el habitáculo y el ruido aerodinámico. El elemento más llamativo para la generación de carga es el alerón activo instalado en la parte trasera del coche, una pieza móvil es capaz de adoptar tres posiciones predefinidas (LD o Low drag, MD o Medium downforce, HD o High downforce).

 

La carrocería mantiene inalterados los elementos de diseño fundamentales del Ferrari Roma y las modificaciones se concentran principalmente en la parte trasera y tienen como objetivo armonizar las líneas del Ferrari Roma Spider con el uso de techo abierto

 

Su capota de lona se pliega en sólo 13,5 segundos y a una velocidad máxima de 60 Km/h

 En cuanto a su interior, los diseñadores aplicaron el mismo enfoque formal introducido en el Ferrari Roma, creando dos espacios dedicadas a conductor y pasajero, una evolución del concepto de doble cabina que guarda profundos vínculos con los Ferrari de los años setenta. Al igual que el Ferrari Roma, cuenta con un cuadro de instrumentos completamente digital que, opcionalmente se puede complementar con otra pantalla para el pasajero, que comparte la información de conducción, mientras que otra pantalla de 8,4″ situada entre los puestos de conducción y parcialmente flotante entre el salpicadero y el túnel, reúne otras funciones relacionadas con el entretenimiento y los controles de la climatización. El grupo de mandos de la caja de cambios está centrado en una placa que recuerda al selector de la caja de cambios de Ferrari con su icónico motivo de compuerta, mientras que el volante consta de mandos táctiles situados en los radios. Por último, se ha introducido retroiluminación roja en el botón de arranque del motor para subrayar la emoción que sentirá el conductor cada vez que ponga en marcha el icónico V8 biturbo de Ferrari.

 

Ver también
Nuevo Ford Ranger MS-RT, una versión deportiva para la ciudad

La gran novedad de este spider es la vuelta a la capota de lona a la gama con motor central delantero del Cavallino Rampante, que se remonta al 365 GTS4 presentado en 1969, una capota que permite numerosas posibilidades de personalización

 

Su interior mantiene el mismo enfoque formal que el Ferrari Roma, con dos espacios dedicadas a conductor y pasajero

 

Motor V8 biturbo de 620 CV para disfrutar a cielo abierto

 

Al igual que la versión coupé, el spider está equipado con el motor V8 biturbo ganador del premio “Motor Internacional del Año” durante cuatro años consecutivos y que fue encumbrado a “Mejor motor de los últimos 20 años” en 2018. Su potencia de 620 CV y sus prestaciones (velocidad máxima de 320 Km/h y una aceleración de 0 a 100 Km/h en 3,4segundos) no han variado con respecto a Ferrari Roma además, es capaz de entregar el 80% del par disponible ya a 1900 rpm y, pese al aumento de peso de 84 Kg respecto al coupé, su relación peso/potencia es de 2,5 Kg/CV. Su caja de cambios DCT de 8 velocidades deriva de la del SF90 Stradale si bien, para este modelo cuenta con una relación de transmisión más larga y una marcha atrás mecánica. El coche está equipado con Variable Boost Management, un software desarrollado por Ferrari que varía el par entregado en función de la marcha utilizada para disfrutar de un empuje cada vez mayor optimizando el consumo. A medida que suben las marchas, aumenta la cantidad de par disponible, alcanzando los 760 Nm en 7ª y 8ª. Además, el Roma Spider cuenta con el Ferrari Side Slip Control(SSC) que permite conocer, coordinar y accionar los sistemas de control dinámico de forma rápida, puntual y precisa, así como la versión 6.0 del sistema SSC, que integra todos los demás sistemas de dinámica del vehículo, incluido el Ferrari Dynamic Enhancer (FDE), activo en la posición “Race” del Manettino que, al igual que Roma, tiene cinco posiciones.

 

Su potencia de 620 CV y sus prestaciones (velocidad máxima de 320 Km/h y una aceleración de 0 a 100 Km/h en 3,4segundos) no han variado con respecto a Ferrari Roma además, es capaz de entregar el 80% del par disponible ya a 1900 rpm y, pese al aumento de peso de 84 Kg respecto al coupé, su relación peso/potencia es de 2,5 Kg/CV

 

Su motor motor V8 biturbo de 620 CV mantien las prestaciones del Ferrari Roma