Estás leyendo
Porsche Classic devuelve a su estado original el primer Porsche 911 S Targa entregado en Alemania

Porsche Classic devuelve a su estado original el primer Porsche 911 S Targa entregado en Alemania

+6
Ver galería

En el Salón Internacional del Automóvil de Fráncfort de 1965 Porsche presentó el Porsche 911 Targa, el primer cabriolet seguro del mundo gracias a su barra antivuelco, que permitía disfrutar como nunca de la conducción a cielo abierto y de diferentes maneras, gracias a un techo desmontable y a una ventana trasera de plástico que se podía bajar. Su nombre, por cierto, hacía referencia a  la Targa Florio, prueba en la que la marca obtuvo memorables resultados desde mediados de los cincuenta. Ahora, Porsche Classic ha restaurado para un cliente el primer Porsche 911 S Targa entregado en Alemania.

 

Esta unidad del 911 S Targa, la primera  entregado en Alemania se entegó al concesionario Porsche Hülpert en Dortmund el 24 de enero de 1967, donde fue utilizado como coche de demostración hasta que se vendió a un cliente en Estados Unidos en 1969

 

Después de tres años de restauración, Porche Classic ha dejado como nuevo el primer Porsche 911 S Targa entregado en Alemania

 

Esta unidad fue una de las 925 “S” que se fabricaron entre finales de 1966 y 1968. Estaba equipada con un motor Boxer de seis cilindros que desarrollaba una potencia de 160 CV con una par motor de 179 Nm y una caja de cambios manual de 5 velocidades, que le permitía alcanzar una velocidad máxima de 225 Km/h y acelerar de 0-100 Km/h en 7,6 segundos. Se entegó al concesionario Porsche Hülpert en Dortmund el 24 de enero de 1967, donde fue utilizado como coche de demostración hasta que se vendió a un cliente en Estados Unidos en 1969 donde después de utilizarlo durante años, acabó abandonado en 1977 en un aparcamiento que, lamentablemente, no estaba totalmente cerrado, hasta que en 2016 y a pesar de estar en un estado lamentable pero entero, fue rescatado por su actual propietario, un coleccionista y entusiasta de Porsche desde hace mucho tiempo.

 

La filosofía del departamento de Restauración de Fábrica de Porsche Classic es restaurar los vehículos para que sean lo más fieles posible al original

 

El estado del Porsche 911 S Tagra era lamentable después de haber estad abandonado desde 1977

 

La filosofía del departamento de Restauración de Fábrica de Porsche Classic es restaurar los vehículos para que sean lo más fieles posible al original. La búsqueda de piezas pequeñas auténticas como abrazaderas de cables, arandelas de goma y tapones de sellado para el motor S de 2.0 litros resultó muy difícil. El segundo gran desafío fue el material del techo Targa, muy distinto del actual, que además no gustaba al propietario, por lo que se tuvo que fabricar uno nuevo con el acabado correcto.

 

Ver también
Skoda 1100 OHC, fabricado para competir en Le Mans

Recuperar el estado original del techo Targa fue unos de los principales retos a la hora de su restauración

 

Después de unas 1.000 horas de trabajo la carrocería del 911 Targa estaba ya lista para ser pintada a mano del mismo color que cuando se salió de fábrica hace más de 50 años. el Polo Red. Tras más de tres años de restauración, el primer 911 S Targa entregado en Alemania estaba competamente restaurado en su estado original y en manos de su nuevo propietario que ya ha mandado a restaurar su nuevo proyecto: un Porsche 928 de primera generación.

 

En el Salón Internacional del Automóvil de Fráncfort de 1965 Porsche presentó el Porsche 911 Targa, el primer cabriolet seguro del mundo gracias a su barra antivuelco, que permitía disfrutar como nunca de la conducción a cielo abierto y de diferentes maneras

 

Después de unas 1.000 horas de trabajo la carrocería del 911 Targa estaba ya lista para ser pintada a mano del mismo color que cuando se salió de fábrica hace más de 50 años. el Polo Red