Estás leyendo
Abarth F595, inspirado en la F4

Abarth F595, inspirado en la F4

+3
Ver galería

Si hablamos de Abarth, lo primero que nos viene a la cabeza es deportividad, prestaciones y diversión asegurada. Ahora, la marca del escorpión da un paso más y ha presentado el Abarth F595, un homenaje al mundo de la competición gracias a sus 165 CV que aumentan sus prestaciones, así como a una serie de detalles “racing”, que sin duda harán las delicias de los amantes de las altas prestaciones desde 20.200€.

 

El nuevo Abarth F595 está equipado con un motor  de gasolina T-Jet de 1.4 litros con el turbocompresor Garrett sobrealimentado con una relación de compresión geométrica de 9:, un motor que está basado en el propulsor de los monoplazas Tatuus powered by Abarth de Formula 4 que desarrolla 165 CV con par máximo de 230 Nm ya disponible a 2250 rpm y que va asociado a un cambio manual que, opcionalmente se puede sustituir por un cambio automático de 5 velocidades con levas en el volante

 

El nuevo Abarth F595 está inspirado en los monoplazas que compiten en Formula 4 propulsados por motores Abarth

Exterior e interior claramente deportivo

 

Exteriormente, el Abarth F595 incorpora detalles 100% Racing, como el nuevo escape “Record Monza Sovrapposto” con terminales verticales que aporta un sonido inconfundible, típicamente Abarth, llantas de aleación Sport de 17″ en negro mate, el logo “F595” en la parte trasera o el color “Azul Rally” en las carcasas de los retrovisores y el DAM delantero y trasero. Por último, su carrocería está disponible en los tonos Blanco Race, Gris Campovolo, Gris Track, Negro Scorpion, Gris Record y Gris Tarmac.

 

El Abarth F595 acelera de 0 a 100 km/h en 7,3 segundos con el cambio manual (7,4 segundos con el cambio automático secuencial) y que alcance una velocidad máxima de 218 Km/h.Además, esta versión cuenta de serie con suspensión trasera Koni con tecnología de amortiguación de frecuencia selectiva (FSD), así como unos discos autoventilados de 284mm delante y 240 mm en el eje trasero

 

El Abarth F595 se reconoce por sus llantas de aleación Sport de 17″ en negro mate, el logo «F595» en la parte trasera o el color “Azul Rally” en las carcasas de los retrovisores y el DAM delantero y trasero

 

Su interior cuenta con un volante de piel y asientos deportivos Abarth que, opcionalmente se pueden sustituir por asientos Sabelt, un conjunto que aporta un ambiente claramente deportivo que se completa con ciertos detalles de diseño en color negro, como el nuevo marco de la pantalla de infoentretenimiento y el nuevo salpicadero negro mate, donde está el selector “modo Scorpion” que actua sobre la calibración de la dirección asistida y la respuesta del motor al pedal del acelerador. Por último, en materia de conectividad, el F595 está equipado con el sistema Uconnec HD de 7″ con radio DAB y compatibilidad con Apple CarPlay y Android Auto de serie.

 

Si hablamos de Abarth, lo primero que nos viene a la cabeza es deportividad, prestaciones y diversión asegurada. Ahora, la marca del escorpión da un paso más y ha presentado el Abarth F595, un homenaje al mundo de la competición

 

Ver también
Alpine presenta su nueva gama del A110

Cuenta con un onterior “racing” que incluye un nuevo salpicadero negro mate volante de piel y asientos deportivos Abarth que, opcionalmente se pueden sustituir por asientos Sabelt

 

165 CV y 230 Nm de par motor

 

El nuevo Abarth F595 está equipado con un motor  de gasolina T-Jet de 1.4 litros con el turbocompresor Garrett sobrealimentado con una relación de compresión geométrica de 9:, un motor que está basado en el propulsor de los monoplazas Tatuus powered by Abarth de Formula 4 que desarrolla 165 CV con par máximo de 230 Nm ya disponible a 2250 rpm y que va asociado a un cambio manual que, opcionalmente se puede sustituir por un cambio automático de 5 velocidades con levas en el volante. Todo ello permite que el Abarth F595 acelere de 0 a 100 km/h en 7,3 segundos con el cambio manual (7,4 segundos con el cambio automático secuencial) y que alcance una velocidad máxima de 218 Km/h. Además, esta versión cuenta de serie con suspensión trasera Koni con tecnología de amortiguación de frecuencia selectiva (FSD), así como unos discos autoventilados de 284mm delante y 240 mm en el eje trasero.

 

Su interior cuenta con un volante de piel y asientos deportivos Abarth que, opcionalmente se pueden sustituir por asientos Sabelt, un conjunto que aporta un ambiente claramente deportivo que se completa con ciertos detalles de diseño en color negro, como el nuevo marco de la pantalla de infoentretenimiento y el nuevo salpicadero negro mate, donde está el selector “modo Scorpion”

 

Su nuevo escape “Record Monza Sovrapposto” con terminales verticales  aporta un sonido inconfundible, típicamente Abarth