Estás leyendo
“Project Geländewagen”, una nueva interpretación de la Clase G

“Project Geländewagen”, una nueva interpretación de la Clase G

+1
Ver galería

Gorden Wagener, diseñador jefe de Mercedes-Benz y el diseñador Virgil Abloh han trabajado juntos en el desarrollo del “Project Geländewagen”, un diseño conceptual en el que tomando como base la Clase G han pretendido explorar fórmulas que revolucionarán en el futuro la percepción del lujo, que ha dado como resultado una interpretación de la Clase G completamente distinta a todo lo que se había visto hasta ahora: un Clase G con aspecto de coche de carreras.

 

En su interior reina el minimalismo, huyendo de todo aquello que encontramos en un SUV

 

En su carrocería se puede ver parcialmente su pintura lijada

 

Exteriormente, aunque conserva la icónica silueta de la Clase G, sin duda tiene un aspecto mucho más agresivo con unos parachoques ensanchados, una altura de la carrocería rebajada y unos neumáticos de competición. Además, se han suprimido los intermitentes, los retrovisores exteriores y los parachoques, mientras que su pintura ha sido lijada parcialmente a mano para crear una sensación de simplicidad atemporal.

 

Gorden Wagener, diseñador jefe de Mercedes-Benz y el diseñador Virgil Abloh han trabajado juntos en el desarrollo del Project Geländewagen

 

Tomando como base un Clase G, Gorden Wagener y Virgil Abloh han creado un Clase G con aspecto de coche de carreras

 

Ver también
Una barbacoa diseñada por el Peugeot Design Lab en tu terraza

El “Project Geländewagen”  ha dado como resultado una interpretación de la Clase G completamente distinta a todo lo que se había visto hasta ahora

 

En su interior reina el minimalismo, huyendo de todo aquello que encontramos en un SUV. Para empezar, se ha desnudado la totalidad del habitáculo, eliminado todos los guarnecidos interiores y su salpicadero se ha sustituido por una versión más limpia y reducida en el que sólo encontramos relojes analógicos (velocímetro, nivel de gasolina, cuentarrevoluciones, temperatura del agua y del aceite), así como algunos interruptores. El volante está inspirado en los de la F1 y los asientos son de competición, con arneses de seguridad de 5 puntos. También y como medidas de seguridad, incluye un extintor interior y una barra antivuelco.

 

Su interior prescinde de todos los lujos de un SUV