Estás leyendo
Michele Alboreto: el último italiano que ganó con Ferrari en la Fórmula 1

Michele Alboreto: el último italiano que ganó con Ferrari en la Fórmula 1

+17
Ver galería

Al igual que Nino Farina, Luigi Musso, Ignazio Giunti, Lorenzo Bandini y Ludovico Scarfiotti, Michele Alboreto fue un piloto italiano que falleció haciendo lo que más le gustaba: competir y es que Alboreto falleció a los 44 años en un accidente que tuvo lugar el 25 de abril de 2001 mientras probaba la nueva aerodinámica del Audi R8 de cara a las 24 Horas de Le Mans en el circuito alemán EuroSpeedway Lausitz. Según un informe posterior, el accidente se debió al reventón del neumático trasero izquierdo provocado por un pinchazo lento, que hizo que el piloto italiano perdiese el control del Audi R8 a 320 km/h e impactase contra el guardarraíl. Si bien fue trasladado a un centro médico cercano, poco después se confirmó su fallecimiento.

 

1985 fue sin duda su temporada, pero también la gran oportunidad perdida por Ferrari para ganar un título que no lograba desde 1979. El italiano, con dos victorias y otros seis podios, llegó a liderar la clasificación de pilotos, pero a partir del 11º GP de la temporada, ya no sólo no volvió a subirse al podio, sino que además, sumó cuatro abandonos consecutivos en las últimas cuatro carreras y el título fue para Prost

 

Michele Alboreto fue el último piloto italinao en ganar un GP de F1 con Ferrari y pudo incluso haber sido Campeón del Mundo

 

Nacido en Milán el 23 de diciembre de 1956, su afición por las carreras le vino ya desde muy joven y cada año asistía a Monza para ver el GP de Italia de F1. A los 13 años fue testigo de la muerte de Jochen Rindt y de la euforia al día siguiente por el triunfo del Ferrari de Clay Regazzoni. Su carrera deportiva empezó en 1976, cuando comenzó a competir en la Fórmula Monza  y ya entonces lucía su casco de color amarillo y azul en homenaje a su piloto favorito, el sueco Ronnie Peterson, que casualidades de la vida, murió también en el GP de Italia (1978) al igual que Jochen Rindt, ambos con Lotus. Dos años más tarde se pasó a la a la Fórmula Italia, donde comenzó a ganar carreras y de ahí, pasó a la F3 donde compitió tanto en el campeonato italiano como en el europeo y donde tras su primera temporada en 1979, terminó segundo y sexto y respectivamente, categoría en la que 1980 logró el título europeo y el tercer puesto en el campeonato italiano El título europeo le abrió las puertas para competir en la F2, antesala de la F1, categoría en la que lograría la única victoria de Minardi, victoria que fua además en casa, en Misano, temporada en la que Alboreto terminó en octava posición y en la que coincidió entre otros, con Thierry Boutsen, Stefan Johansson, Roberto Guerrero, Manfred Winkelhock, Riccardo Paletti, Johnny Cecotto o Christian Danner. Ese mismo año fue  además elegido por Lancia para competir junto con Walter Röhrl y Eddie Cheever con el Lancia Beta Montecarlo en el Campeonato del Mundo de Resistencia, donde logró tres segundos puestos y un cuarto.

 

En total, Alboreto disputó 194 Grandes Premios, en los que logró cinco victorias, 23 podios, 2 poles y un subcampeonato

 

Tras el Lancia Beta Montecarlo, Alboreto siguió compaginando la F1 con la Resistencia, esta vez con el LC1

 

En 1981 lograba dar el salto a la F1 de la mano de Ken Tyrrell, que le eligió para sustituir a Ricardo Zunino tras el GP de Argentina, tercero de la temporada, aunque no logró puntuar en ninguna de las 12 carreras que disputó. Ese mismo año, siguió compitiendo en el Mundial de Resistencia con Lancia, año en el que debutó en las 24 Horas de Le Mans con Eddie Cheever y Carlo Facetti como compañeros, logrando terminar en octava posición y segundos de su categoría, a lo que se sumó la victoria en las Seis Horas de Watkins Glen con Riccardo Patrese como compañero. En 1982, siguió compaginando la F1 en el equipo Tyrrell con Lancia en el Mundial de Resistencia. En la F1, el Tyrrell 011 se mostró más competitivo que su antecesor y Alboreto no sólo logró puntuar en siete carreras, sino que además, consiguió su primera victoria al ganar en el GP de Las Vegas, temporada en la que terminó 8º en la temporada con 25 puntos. En el Mundial de Resistencia, Alboreto pudo completar un calendario europeo compatible con la F1 y ya con el nuevo Lancia C1 y con Patrese de compañero, logró la victoria en los 1000 km de Silverstone, así como en los 1000 km de Nürburgring con Teo Fabi y Patrese y, con su nuevo compañero Piercarlo Ghinzani obtuvo una tercera victoria en Mugello lo que le permitió acabar en quinta posición de la general. 1983 sería su última temporada en Tyrrell y aunque logró la victoria en el GP de Detroit, la última de Tyrrell, sólo logró puntuar en una carrera más y terminó la temporada en 12ª posición con sólo 10 puntos. También fue su última temporada con Lancia y su nuevo LC2, que por problemas de fiabilidad y por compaginar el campeonato con la F1, sólo pudo sumar dos puntos al acabar la temporada.

 

Su última etapa como piloto fue en el Mundial de Resistencia, logrando su mayor éxito al ganar las 24 Horas de Le Mans en 1997 con un Porsche WSC-95 de Joest Racing, con Stefan Johansson y Tom Kristensen como compañeros

 

En 1982 con el Tyrrell 011 lograría su primera victoria en la F1

 

En 1984, Enzo Ferrari le eligió para sustituir a Patrick Tambay en el equipo, pasando así a ser el primer piloto italiano en Ferrari desde 1973 con Arturo Merzario. En su primera temporada, además de la victoria en el GP de Bélgica, logró tres podios más y terminó cuarto en la clasificación de pilotos en una temporada dominada por los McLaren Tag-Porsche de Lauda y Prost. 1985 fue sin duda su temporada, pero también la gran oportunidad perdida por Ferrari para ganar un título que no lograba desde 1979. El italiano, con dos victorias y otros seis podios, llegó a liderar la clasificación de pilotos, pero a partir del 11º GP de la temporada, ya no sólo no volvió a subirse al podio, sino que además, sumó cuatro abandonos consecutivos en las últimas cuatro carreras y el título fue para Prost. El domino de Williams-Honda y de McLaren-Honda, sumado a la falta de competitividad de Ferrari acabaron con las opciones de Alboreto de ser campeón con Ferrari, aunque en el GP de Italia de 1988 disputado tres semanas después de la muerte de Enzo Ferrari, Alboreto lograría su último podio con Ferrari y en la F1 al acabar segundo por detrás de su compañero Berger. Tras dejar Ferrari, siguió otras seis temporadas en la F1, en las que compitió con Tyrrell, Larrousse, Footwork, Lola BMS Scuderia Italiay Minardi, equipo con el que se despidió de la F1 a la conclusión de la temporada de 1994. En total, Alboreto disputó 194 Grandes Premios, en los que logró cinco victorias, 23 podios, 2 poles y un subcampeonato.

 

En el Gp de  las Vegas de 1982 logró su primera victoria en la F1 con el Tyrrell, además de puntuar en siete carreras, lo que le permitió terminar la temporada en 8ª posición con 25 puntos

 

Ver también
Michael Schumacher, el Káiser: 20 años de su primer título con Ferrari

Tras abandonar Ferrari, Alboreto pasó por varios equipos de sugunda división hasta que finalmente, a la conclusión de la temporada de 1994 dejó la F1

 

Tras dejar la F1, Alboreto probó en el DTM con Alfa Romeo en 1985 y en la Indy en 1996 y 1997, categoría en la que disputó cinco carreras y en las que logró un podio. Su última etapa como piloto fue en el Mundial de Resistencia, logrando su mayor éxito al ganar las 24 Horas de Le Mans en 1997 con un Porsche WSC-95 de Joest Racing, con Stefan Johansson y Tom Kristensen como compañeros. Al año siguiente, también con Porsche no pudo repetir victoria y tuvo que abandonar. En 1999 terminó cuarto en Le Mans con el nuevo equipo de Audi, equipo con el que acabó tercero al año siguiente y con el que lograría una victoria en el Petit Le Mans de 2000 y otra en las 12 Horas de Sebring de 2001, la última antes de su trágico accidente.

 

Al igual que Nino Farina, Luigi Musso, Ignazio Giunti, Lorenzo Bandini y Ludovico Scarfiotti, Michele Alboreto fue un piloto italianos que falleció haciendo lo que más le gustaba: competir y es que Alboreto falleció a los 44 años en un accidente que tuvo lugar el 25 de abril de 2001 mientras probaba la nueva aerodinámica del Audi R8 de cara a las 24 Horas de Le Mans en el circuito alemán EuroSpeedway Lausitz

 

en 1997 lograría la victoria en las 24 Horas de Le Mans con Porsche