Estás leyendo
Dakar 2021 “Monsieur Dakar” recupera su trono

Dakar 2021 “Monsieur Dakar” recupera su trono

+82
Ver galería

Un total de 310 inscritos (108 motos, 67 coches, 58 UTV, 42 camiones, 26 clásicos y 21 quads) tomaron la salida en el Dakar 2021 que por segundo año consecutivo se llevó a acabo en Arabia Saudí con un total de 7.647 Km (4.767 Km cronometrados) repartidos en 12 etapas y con la novedad de una categoría de clásicos. Una vez más, MINI, con Sainz, defensor del título logrado en 2020 y Peterhansel en sus filas frente  al Toyota de Nasser Al-Attiyah como principales favoritos a la victoria. El piloto catarí pese a sus cinco victorias de etapa (el que más), no pudo con  “Monsieur Dakar” que, pese a que sólo logró 1 victoria, fue el más regular y logró su 14º Dakar con una ventaja de 13 minutos y 51 segundos sobre Nasser Al-Attiyah, mientras que Sainz, se tuvo que conformar con el tercer puesto, pero sin opciones de luchar por la victoria debido a los muchos problemas que tuvo, especialmente de navegación, que le hicieron terminar a 1 hora y 57 segundos.

 

Como novedad en esta edición, los organizadores crearon el Dakar Classic, una competición paralela al Dakar, pero en la modalidad de regularidad en la que la armada española no sólo fue muy numerosa (11 equipos), sino que además cuajó una gran actuación, con cuatro de ellos entre los 10 primeros

 

Los problemas de navegación en esta edición del Dakar impidieron a Sainz luchar por la victoria

 

Pese a comenzar con mal pie, el piloto español supo recuperarse de un pinchazo y del hándicap de abrir pista en la etapa prólogo que le hizo perder 36 segundos con Nasser Al-Attiyah y logró la victoria en la primera etapa, la 37ª en el Dakar y eso que volvió a perder tiempo por un pinchazo y por el hecho de salir vigesimoctavo y tener que adelantar a vehículos más lentos, una victoria que le colocaba como líder del Dakar con 8 segundos sobre su compañero Peterhansel, mientras que Nasser Al-Attiyah perdía doce minutos y medio con Sainz y se tenía que conformar con la 10ª posición a 11 minutos y 54 segundos de Sainz. Sin embargo, problemas de navegación, especialmente en la tercera etapa y en la quinta etapa (30 minutos en cada una de ellas), a lo que se sumó problemas de frenos en la 9ª etapa, le hizo perder 22 minutos, aunque el español no se vino abajo y lograría dos victorias más, en la 6ª y en las 12ª etapa.

 

Una vez más, MINI, con Sainz, defensor del título logrado en 2020 y Peterhansel en sus filas frente  al Toyota de Nasser Al-Attiyah como principales favoritos a la victoria

 

Peterhansel no fue el más rápido en este Dakar, pero si el más regular

 

Mientras tanto, Nasser Al-Attiyah sumaba tres victorias consecutivas de etapa antes de la jornada de descanso, a pesar de lo cual, el líder era Peterhansel con 5 minutos y 53 segundos de ventaja sobre el piloto catarí y Sainz recuperaba la tercera posición a 40 minutos de su compañero. Tras la jornada de descanso, la 7ª etapa, la llamada “maratón” pues los participantes no recibían asistencia mecánica a su finalización, nos dejó la triste noticia del accidente del piloto de motos, el francés Pierre Cherpin, que debido a una caída en el kilómetro 128 sufrió un traumatismo craneoencefálico por el que tras ser operado, pasó a estar en coma inducido, accidente del que desgraciadamente no se recuperaría y falleció pasados cinco días cuando era trasladado en avión sanitario desde Yeda a Francia. No fue hasta la novena etapa cuando Peterhansel logró su primera y única victoria de etapa en este Dakar, una victoria a falta de tres jornadas que prácticamente dejaba sentenciada la prueba, pues “Monsieur Dakar”, logró aventajar a Nasser Al-Attiyah en 12 minutos, ampliando así a casi 18 minutos su ventaja, después de que Nasser Al-Attiyah la llegase a reducir a sólo 4 minutos y 50 segundos. A pesar de revés, el piloto catarí no se rindió y lograría una victoria más, pero siempre con Peterhansel muy cerca de él sin cometer fallos, lo que le permitió lograr su 14º Dakar con tranquilidad.

 

Un total de 310 inscritos (108 motos, 67 coches, 58 UTV, 42 camiones, 26 clásicos y 21 quads) tomaron la salida en el Dakar 2021 que por segundo año consecutivo se llevó a acabo en Arabia Saudí con un total de 7.647 Km (4.767 Km cronometrados) repartidos en 12 etapas y con la novedad de una categoría de clásicos

 

Pese a sus 5 victorias de etapa, Nasser Al-Attiyahno pudo con la regularidd de Peterhansel

 

Además de Sainz, Nani Roma, que tuvo que cambiar de copiloto por el positivo en Covid-19 de Dani Oliveras, logró terminar en 5ª posición mientras que Isidre Esteve terminaba su quinto Dakar en la categoría de coches en 28º posición, posición que podría haber sido mejor de no haber sido por un problema que sufrió a 20 Km de la llegada de la penúltima etapa que afortunadamente pudo resolver su copiloto Txema Villalobos, mecánico de profesión, incidente que le hizo perder casi dos horas cuando era 22º. Aunque no pudo terminar (su primer abandono en cinco participaciones), Cristina Gutiérrez, que este año debutaba en la categoría de vehículos ligeros con un OT3 estuvo peleando por el podio en su categoría T3 hasta que se rompió la caja de cambios en la 8º etapa.

 

Ver también
F1 GP de Azerbaiyán: el podio de las sonrisas

No fue hasta la novena etapa cuando Peterhansel logró su primera y única etapa en este Dakar, una victoria a falta de tres jornadas que prácticamente dejaba sentenciada la prueba

 

Excelente 5ª posición de Nani Roma, que tuvo que cambiar a última hora de copiloto por el positivo en Covid-19 de Dani Oliveras

 

Como novedad en esta edición, los organizadores crearon el Dakar Classic, una competición paralela al Dakar, pero en la modalidad de regularidad (baja y alta destinada a vehículos de un modelo similar al que hubiese participado en el Rally Dakar hasta la edición de 1999 o cualquier otro rally o raid anterior al 2000. Dentro de este amplio abanico y para que hubiese una mayor igualdad, los organizadores establecieron tres clases en función del año del coche: Clase I para los anteriores a 0101/1986, Clase II para los anteriores a 01/01/1996 y Clase III para los anteriores a 01/01/1999 y, a su vez, todos se dividían en dos tipos: 2X4 y 4X4. En esta primera edición, la armada española no sólo fue muy numerosa (11 equipos), sino que además cuajó una gran actuación, con cuatro de ellos entre los 10 primeros. El mejor puesto fue para el equipo Doria Racing con el Mitsubishi Montero#209 de Juan Donatiu y Pere Serrat Puig, que terminaron en posición, seguidos por el Toyota Land Cruiser#216 de Kilian Revuelta y Oscar Sánchez del equipo Naturhouse, en la general. También hay que destacar la actuación del Mercedes G-320#210 del equipo Rumbo Zero, que pilotado por Antonio Gutiérrez y Luis Herras, acabaron 10º de la general, pero en la categoría H1 (velocidad media baja) y dentro de su categoría H1.5, la destinada a vehículos 4X4 comprendidos entre 1986 y 1996.

 

Además de Sainz, Nani Roma, que tuvo que cambiar de copiloto por el positivo en Covid-19 de Dani Oliveras, logró terminar en 5ª posición mientras que Isidre Esteve terminaba su quinto Dakar en la categoría de coches en 28º posición

 

El Mitsubishi Montero#209 de Juan Donatiu y Pere Serrat Puig, que terminaron en segunda posición en el Dakar Classic