Estás leyendo
Tacción Integral Simética de Subaru, un sello de distinción y de seguridad

Tacción Integral Simética de Subaru, un sello de distinción y de seguridad

Si hay algo que caracteriza a los modelos de la marca Subaru, es su Symmetrical All-Wheel Drive, un sistema de tracción permanente AWD de Subaru que no ha parado de evolucionar hasta nuestros días. Todo comenzó en 1972, hasta ese momento, la tracción a las cuatro ruedas se limitaba a los coches todo terreno, pero ese año Subaru lanzó al mercado el Leone Estate Van con la variante 4WD Symmetrical All-Wheel Drive, un modelo de tracción delantera que disponía de la opción de contar con tracción a las cuatro ruedas a través de un botón junto a la palanca de cambios. Unos años más tarde, basándose en el Leone 4WD llegaría el Subaru Brat, modelo que le abrió las puertas al mercado americano y al que en 1980 le siguió la segunda generación del Leone, que introdujo mejoraras en el control de tracción principalmente en caminos en mal estado. Hubo que esperar hasta 1987 para que llegase al mercado el primer Subaru con tracción integral permanente y fue con el Subaru Alcyone que llevaba en el mercado desde 1985 y que en el Salón de Frankfurt de 1987 estrenaba el sistema AWD de forma permanente.

 

La Tracción Integral Simética de Subaru es, sin duda, un pilar fundamental para llevar la máxima seguridad de serie a toda su gama de turismos y SUV

 

El Subaru Leone Estate Van lanzado en 1972 fue el primer modelo de la marca en incorporar la variante 4WD Symmetrical All-Wheel Drive

 

La eficacia y seguridad de la Symmetrical All-Wheel Drive sin duda aumentó su prestigio con el salto de Subaru a la competición, concretamente a los rallies, categoría en la que logró tres títulos de constructor (1995, 1996, 1997) y otros tres de pilotos (1995, 2001, 2003). La llegada del segmento crossover 4×4, de la que Subaru, gracias a su experiencia en la producción de vehículos con tracción total fue pionera con la llegada del primer Outback en 1995 y de la primera generación del Forester 1997 fue el siguiente paso para la Symmetrical All-Wheel Drive, que ahora ha dado su último gran paso con su implementación en la gama ecoHYBRID.

 

Todo comenzó en 1972, hasta ese momento, la tracción a las cuatro ruedas se limitaba a los coches todo terreno, pero ese año Subaru lanzó al mercado el Leone Estate Van con la variante 4WD Symmetrical All-Wheel Drive

 

El prestigio de la Symmetrical All-Wheel Drive se incrementó notablemente con los éxitos de Subaru en en el WRC

 

Ver también
La fricción, el enemigo del rendimiento

El último paso que ha dado la Symmetrical All-Wheel Drive ha sido  su implementación en la gama ecoHYBRID

 

La Tracción Integral Simética de Subaru es, sin duda, un pilar fundamental para llevar la máxima seguridad de serie a toda su gama de turismos y SUV, pues la distancia que se recorre hasta que se activa un sistema de tracción a las cuatro ruedas no permanente circulando a 120 km/h puede llegar a los 10 metros. Sin embargo, el Symmetrical All-Wheel-Drive de Subaru con reparto activo de par (Active Torque Split) y reparto activo de par en curva (Active Torque Vectoring) distribuye de forma óptima y permanente el par entre las 4 ruedas en todo momento, lo que se traduce en un insuperable control del coche y una conducción absolutamente estable y divertida, proporcionando la tranquilidad necesaria para disfrutar del viaje.

 

Este es el equema de la Symmetrical All-Wheel Drive de Subar, que distribuye de forma óptima y permanente el par entre las 4 ruedas en todo momento